menu

create account login

¿Has presentado ya la Declaración de la Renta 2018?

A continuación te detallamos los gastos deducibles para que no se te escape nada.

 

Todos los autónomos estamos obligados a revisar y confirmar los datos y el resultado del borrador de la Declaración de la renta. El borrador es una propuesta que la Agencia Tributaria(AEAT) pone a nuestra disposición con los datos que tiene sobre cada contribuyente. Es muy común oír que Hacienda nunca se equivoca y en la mayoría de los casos es así, por lo que antes de cambiar ninguno de los valores que la Agencia Tributaria facilita en el borrador, asegúrate de que estas en lo cierto.

El IRPF es un impuesto progresivo, dependiendo del importe que ingresas pagaras en uno u otro tramo. Por lo que a mayor gasto menor ingreso y menor será el porcentaje de impuesto que utilizaremos para calcular el importe a pagar. Los gastos que puedes presentar deben ser necesarios para el desarrollo de tu actividad, tienen que estar justificados en forma de factura o recibo, además de estar registrado en nuestro libro de gastos.

 

NOVEDADES:
La novedad para la Renta 2018 es que ya no es posible solicitar que nos manden el borrador al domicilio, solamente podemos consultar y confirmar el borrador desde la App de la Agencia tributaria o a través de Renta Web. Para tener acceso a nuestro borrador podemos hacer uso del certificado electrónico o DNIe, número de referencia o la Cl@ve Pin. Puedes presentar la Declaración de la Renta por internet hasta el 1 de julio. También puedes presentar el borrador a través de las oficinas de la Agencia Tributaria desde el 14 de mayo.

 

A continuación te facilitamos algunos ámbitos clave en los que vas a poder ahorrar por gastos deducibles y te van a ayudar a incrementar tu liquidez. Asegúrate que en tu borrador constan todos los gastos que has tenido derivados del desarrollo de tu actividad.  A continuación te detallamos algunos de los más importantes:

 

    1. – Compras de materias prima, stocks y otros bienes realizadas que vayas a consumir en el ejercicio.

 

    1. – Si tienes trabajadores contratados puedes deducir, sus sueldos, dietas, gastos de viaje, seguros de accidente.

 

    1. – Gastos de personal en formación, seguros de pensiones, seguros de salud, seguros de accidente, indemnizaciones.

 

    1. – Las cuotas de autónomos que pagas cada mes también son deducibles.

 

    1. – Gastos originados por alquiler de bienes, derecho de uso de patentes, marcas.

 

    1. – Gastos necesarios para la conservación de tus inmuebles por reparaciones.

 

    1. – Asesoría, gestoría y otros servicios profesionales de terceros. Aquí puedes incluir la cuota mensual Koalaboox en caso que tengas una cuenta con posibilidad de financiar facturas (más información aquí).

 

    1. – Cuotas de asociaciones y colegios profesionales.

 

    1. – Libros, cursos y conferencias.

 

    1. – Publicidad.

 

    1. – Material de oficina y ordenadores.

 

    1. – Algunos impuestos no estatales como el IBI, IAE si obedecen sobre elementos de uso para la actividad económica. Si trabajas desde casa y tienes declarado el 30% del espacio total de la vivienda destinado al desarrollo de tu actividad laboral, podrás también deducir parte del IBI.

 

    1. – Gastos financieros: Gastos derivados del uso de recursos financieros de terceros.

 

    1. – Amortizaciones. Añade a gastos la depreciación en los elementos que utilizas en tu empresa por uso u obsolescencia.

 

    1. – Aportaciones destinadas a ONGs por la defensa de los derechos humanos, la cooperación, defensa animal y del medio ambiente.

 

    1. – Pérdidas por insolvencia de deudores: Si tus deudores cumplen 6 meses del vencimiento de la factura impagada y eso supone pérdidas, por ejemplo en créditos.

 

    1. – Puedes deducir las primas de Seguros de Salud propias y las de tu cónyuge e hijos menores de 25 años. El máximo que puedes destrabar son 500 por persona o 1500 si la persona tiene alguna discapacidad.

 

    1. – ¿Trabajas en casa? Puedes deducir los suministros domésticos (agua, luz …) del porcentaje del espacio destinado al desempeño de tu actividad que previamente hayas declarado a hacienda (Modelos 306 o 307)

 

    1. – Dietas de manutención: Hasta 26,67 euros diarios  (48€ desde el extranjero) sin pernocta. Si duermes fuera de casa pero dentro de España serán 53,34 € (91,35€ si es en el extranjero). Estos gastos deben abonarse por medios electrónicos.

 

    1. – Teléfono móvil.Para ello debes tener una línea dedicada únicamente a tu actividad, o indicar el porcentaje que utilizas para tu negocio.

 

    1. – Uniformes, camisetas que utilices como vestuario para desarrollar tu actividad, estos deben incluir el logotipo de tu negocio.

 

    1. – Gasolina y gastos de vehículo. Únicamente los autónomos que se dediquen al transporte de personas o mercancías, o con actividad comercial podrán deducir este gasto.

 

  1. – Gastos de viaje (billetes de avión, tren, hotel)

 

Estos son algunos de los gastos más importantes que puedes deducir, aunque no son los únicos.
Mantener una buena comunicación con tu gestor te va a ayudar a no dejarte ningún gasto fuera en tu Declaración de la Renta 2018.